Hero image
After
Before
${item.title} ${item.text}

¡Apúntate al efecto ‘glow’ todo el año!

Seguro que has oído hablar del ‘glow’. Su traducción literal es ‘brillo’. Pero el efecto se refiere a esa piel jugosa, con un brillo satinado, reflejo de una piel sana y turgente. Así la puedes conseguir. test

Llegan tiempos para estar radiante, momentos en los que apetece brillar, no solo con la lentejuela del vestido o con esa barra de labios que te ilumina la cara. Queremos brillar de salud, de vida, de piel vitaminada y llena de luz. Queremos lucir ese lienzo de piel sobre la que expresar el maquillaje más contundente o sutil, y la expresión que refleja nuestra personalidad.

Para conseguirlo, te proponemos desde ahora y hasta que acaben las fiestas, una serie de tratamientos con los que poder conseguir ese efecto, que es el más buscado del año: una piel inmaculada, vitaminada y tonificada.

  • Todo empieza en la limpieza

Parece un pareado, pero no es casual que la frase rime. Porque solo una piel limpia puede reflejar salud. Este mes te proponemos que te apoyes en la higiene profunda (una al mes es lo ideal) que te va a proporcionar la de una clínica estética. Porque, a pesar de que limpiarnos la piel diariamente, tanto por la mañana como por la noche, siempre quedan residuos acumulados y es posible que no llegue a oxigenarse por completo, y por tanto, le cueste más trabajo renovarse. La limpieza profesional es mucho más profunda y, además, en la misma limpieza, los profesionales pueden aprovechar para tratar la piel (manchas, cicatrices, arrugas, firmeza, acné …). En los centros de estética o de medicina estética, además, utilizan productos que normalmente son exclusivos para profesionales y que no tendrás en casa. Estos cosméticos, al contener principios activos mucho más concentrados, te dan un mejor resultado.

  • Exfóliate para descubrir la esencia de tu piel

Cuando la piel mantiene su juventud, sus células se renuevan cada 28 días. Pero a partir de los 40 años, este proceso va haciéndose más lento. El objetivo del peeling o exfoliación no es otro que el de facilitarle el trabajo a la epidermis. Puedes utilizar un producto cosmético con micropartículas de arrastre, pero también una esponja especial. Hazlo siempre de noche para que a la piel le dé tiempo a recuperarse. Tendrás un cutis renovado y radiante cada semana.

  • ¿Qué tal unas vitaminas?

¿Te has planteado el chute de buena cara que puedes tener en el plazo de una hora con un ‘cocktail’ de vitaminas en una clínica estética? Porque además de efecto ‘flash’ instantáneo, conseguirás lucir cara de vacaciones durante el plazo de un mesTu piel puede beneficiarse de un concentrado de vitaminas en un ‘visto y no visto’, notando al instante más luminosidad, hidratación o firmeza, además de activar las defensas de tu piel. Las vitaminas más utilizadas para este tipo de tratamientos suelen ser la A, B3, B5, C y E. También pueden añadir la Pro-Vitamina D y la vitamina D-Like, que recuperan la función barrera de la piel y la autoprotegen. ¡Pídelas sin reparo!

La sustancia de la belleza del siglo XXI se ha vuelto viral en las fiestas.El ácido hialurónico
  • El ácido hialurónico, rey de las fiestas

La sustancia de la belleza del siglo XXI se vuelve viral en las fiestas. Y no solo en cosméticos, sino sobre todo en tratamientos de altísima eficacia, tanto para recuperar la hidratación profunda de la piel como para aportar volumen en aquellas zonas en que se ha perdido. Y ello depende del peso molecular del ácido hialurónico y de si está reticulado o no. En el de bajo peso molecular, las moléculas forman una especie de malla y tienen la capacidad de crear volumen y rellenar. Se utiliza para los pómulos, la mandíbula y la barbilla, para recuperar la estructura y definición que se pierde con el paso del tiempo. En el de alto peso molecular, sin embargo, las moléculas están sueltas y no forman ninguna red entre ellas. Sus moléculas no tienen un tamaño más grande, por lo que no tienen la capacidad para penetrar en la piel, quedando en superficie, aportando hidratación y, por tanto, luminosidad. Lo ideal es encontrar un médico estético que sepa trabajar mezclando ambos ácidos hilaurónicos para dar respuesta a todas las necesidades de un rostro.

Encuentra la clínica más cercana

Buscador de clínicas